Raúl Flores, el narco ligado a Rafa Márquez y a Julión Árvarez, fue detenido el 20 de julio por la PGR

La Procuraduría General de la República detalló que Raúl Flores Hernández, presunto narcotraficante que según el Departamento del Tesoro de Estados Unidos "mantenía alianzas estratégicas" con los líderes del cártel de Sinaloa, fue detenido el pasado 20 de julio del presente año. 

Explicó en una tarjeta que Raúl Flores Hernández fue trasladado a la Ciudad de México, para ser puesto a disposición del Juez de Distrito Especializado en el Sistema Penal Acusatorio del Centro de Justicia Federal en la Ciudad de México, con sede en el Reclusorio Sur.

Elementos de la Agencia de Investigación Criminal de PGR detuvieron en Zapopan, Jalisco, a Flores Hernández quien es requerido por la Corte Federal de Distrito para el Distrito de Columbia, Estados Unidos el mes pasado. 


La dependencia agregó que el presunto delincuente es requerido en Estados Unidos para ser procesado por el delito de Asociación Delictuosa para distribuir cinco kilogramos o más de cocaína.

Indicó que Flores Hernández en el año 2013, ingresó al CEFERESO número 4 del Noroeste, por su probable responsabilidad en los delitos de Delincuencia Organizada y Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita, obteniendo su libertad en el año 2015.

El Gobierno de Estados Unidos impuso hoy sanciones al futbolista Rafael Márquez y al cantante Julión Álvarez, a los que acusó de tener vínculos Flores, al parecer, un narcotraficante poco conocido, pero muy poderoso y relacionado con los cárteles de Sinaloa y Jalisco, Raúl Flores Hernández.

Un total de 22 mexicanos y 43 empresas fueron sancionados como resultado de una investigación que el Departamento del Tesoro y la Agencia Antidrogas (DEA) llevaron a cabo durante varios años sobre las actividades de Flores.

De acuerdo con el Tesoro, Márquez y Álvarez "tienen una relación duradera con Flores Hernández", han actuado como testaferro de este y su organización narcotraficante y han tenido activos en beneficio de estos.

Las sanciones congelan cualquier propiedad que Márquez, Álvarez, Flores y el resto de afectados pudieran tener en Estados Unidos y prohíben a estadounidenses implicarse en transacciones financieras con ellos, pero no les someten a cargos penales.

0 comentarios:

Publicar un comentario