Loading...

VIDEO: Líder de La Mano con Ojos fue entrenado para matar.

Loading...
Óscar Oswaldo García Montoya, alías "El Compayito" es originario del municipio de Guasave, Sinaloa e inició  con sus actividades dentro del crimen organizado en el año 2002 como sicario en la ciudad de Lázaro Cárdenas del municipio de Michoacán.

Fue un niño inquieto con hiperactividad a quien siempre le gustó ser admirado por los demás que al parecer sufrió de maltrato psicológico en sus primeros años de vida.

En su juventud se desempeñó como miembro de la Policía Ministerial en la ciudad de La Paz, Baja California Sur; luego fue agente de la Policía Municipal en la ciudad de Los Mochis, Sinaloa.

Después de haber desertado de la Marina, "El Compayito" recibió entrenamiento para matar en Guatemala con los Kaibiles, soldados de élite que pertenecen al Ejército de dicho país y que están preparados para realizar operaciones especiales de inteligencia así como operaciones en contra de la delincuencia terrorista.

Óscar Osvaldo García Montoya reconoció su participación en el asesinato de 600 personas, de las cuales, ejecutó a 300 por mano propia y realizó la orden de matar a las 300 restantes, sin embargo aún no existen pruebas para tales crímenes.

Actualmente, el ex integrante del cártel de los Beltrán Leyva cuenta con 36 años de edad desertó de la Secretaría de Marina y posteriormente se convirtió en escolta de Arturo Beltrán Leyva "El Barbas" y de Édgar Valdez Villarreal "La Barbie". También fue el jefe de seguridad de Gerardo Álvarez Vázquez "El Indio".

García Montoya solía utilizar la identidad de Jesús Castro Serrano y finalmente fue detenido en la Ciudad de México por personal de la Procuraduría General de la República.

"Te hubera matado, te hubiera encontrado y hecho pedazos", dice García Montoya al procurador de justicia. Agregó que "la mano es porque todo lo veo, todo lo escucho".
Posteriormente, el sicario fue trasladado al penal del Altiplano.

        
Loading...

0 comentarios:

Publicar un comentario