Loading...

Diana sufrió de trata y luego fue descuartizada

Loading...
México. La tarde del 7 de septiembre de 2013, Diana Angélica Castañeda Fuentes de 14 años salió de su casa ubicada en Los Héroes, Ecatepec, para asistir a una tardeada pero nunca llegó.

Diana nació el 22 de julio de 1999, y cuando fue secuestrada cursaba el tercer año de secundaria en una escuela pública localizada en el fraccionamiento Los Héroes 3a. sección donde también tenía su domicilio.

Hoy en Letra Roja recordamos el caso de la joven  y te contamos qué fue lo que sucedió.

La mañana del 7 de septiembre, la joven estuvo chateando en su Facebook por medio de su celular. Platicó con amigos, amigas y con su mamá, quien no vivía con ella, hablaron de la escuela, de novios, de cosas de amigas.


La última publicación de la joven fue: “Amo a mi mami”.

A las 2:00 de la tarde comió con su papá y hermano. Al terminar pidió permiso para visitar a una amiga. Dejó el celular en casa, con la sesión del Facebook abierta. Así fue como su familia sabría después que esa tarde Diana se vería con una amiga de la sección XXII y de ahí irían a una tardeada.

Salió de su casa; un vecino la vio caminar sobre una calle paralela a la carretera Lechería-Texcoco. La muchacha, pequeña, delgada, bonita, caminó otro trecho, pasó una caseta de policía y subió el puente peatonal que cruza la carretera. Ahí la vio un amigo de su hermano mayor, siendo esta la última persona que la vio con vida.

Aproximadamente a las 8:00 de la noche comenzaron a buscarla. La amiguita aseguró que Diana nunca llegó. María Eugenia, por su parte, interpuso la denuncia por la desaparición en el MP de San Agustín.

En febrero de 2014 mientras realizaba un proceso de limpia y extracción de piedras en el canal de Tecamac sacaron el cráneo y los pies de una menor.

El 2 de octubre, la Procuraduría General de la República, PGR, identificó los restos y llamó a María Eugenia para informarle que su hija llevaba una semana muerta.

“La tuvieron secuestrada cinco meses; a parte de lo que vivió, la mataron, la descuartizaron y la echaron a un canal”.

Ya pasaron cuatro años de que Diana desapareció y la mataron, de sus asesinos aún no se sabe nada. Es por eso que Margie, su madre, pide justicia por su hija y da pláticas en algunos planteles para concientizar a madres y jovencitas de lo que está sucediendo en nuestro país.

“Ya que si no te pasa a ti, o a alguien cercano, la gente no toma en cuenta a las mujeres que asesinan o desaparecen a diario en nuestro país”, indica Margie.
Loading...

0 comentarios:

Publicar un comentario