Loading...

Difunden que familia abatida en "supuesto" enfrentamiento, fue realmente ejecutada por el Mando Único de Morelos

Loading...
Juan Carlos Cuéllar Miranda, abogado de la familia Valdez Chapa, cuyos seis integrantes murieron a manos de policías del mando único del gobierno de Morelos, desmintió al comisionado Estatal de Seguridad (CES), Alberto Capella Ibarra, quien aseguró que los uniformados fueron recibidos a balazos en un operativo efectuado el jueves pasado.

Indicó que los elementos de la CES asesinaron a estas seis personas en su domicilio de Temixco y cometieron abuso de autoridad porque usaron una fuerza desmedida contra sus víctimas e irrumpieron de manera violenta, como si ellos fueran parte de una célula criminal, no como policías.

Nunca hubo fuego cruzado, no hubo disparos del interior hacia fuera, ni de afuera hacia dentro como quiere hacer creer el comisionado (Capella Ibarra). El portón lo abrieron a la fuerza, entraron a matar. En la barda no hay impactos de fuego, aseguró.

Criticó que en la conferencia ofrecida casi 12 horas después del multihomicidio, Capella Ibarra diera la versión que un hombre había fallecido en el fuego cruzado, cuando la víctima resultó ser un adolescente de 13 años.

Los únicos que perdieron la vida en el lugar fueron las víctimas: cuatro mujeres, una bebé de dos meses y el adolescente mencionado. Otros dos niños resultaron heridos de bala, y no hubo bajas ni heridos de los uniformados.

Los uniformados no respetaron protocolos y entraron disparando desde el patio. Pueden usar fuerza mínima para someter, pero aquí estamos hablando de niños y mujeres, no era necesario usar la fuerza mínima de acuerdo a la máxima de la experiencia. Debieron hablar con las mujeres y niños, no disparar-les, recalcó.

Dijo que actuaron de forma extrajudicial por la saña con que los mataron, porque fue a quemarropa, como si se tratara de una venganza entre grupos delincuenciales.

Por el contrario, recalcó, se cometió un uso desmedido de la fuerza porque los ahora occisos eran mujeres y niños.
Aseguró que Capella Ibarra mintió en reiteradas ocasiones, al acusar a las víctimas de secuestradores y cuando trabajadores estatales negaron fallecidos durante el operativo. La familia Valdez Chapa aclaró que no formaban parte de ninguna célula criminal , sino a la compraventa de vehículos usados.

Finalmente, criticó que Capella Ibarra se equivocó en la dirección donde sucedió el multihomicidio, ya que éste se ubica en la calle Francisco I. Madero de la colonia Rubén Jaramillo de Temixco, y no como lo dio a conocer, en la calle Venustiano Carranza.
Loading...

0 comentarios:

Publicar un comentario